Paste your Google Webmaster Tools verification code here

Edad Osea

Edad Osea (Carpograma)
 
Un estudio de edad ósea ayuda a los médicos a calcular la madurez del sistema esquelético de un niño. En general, se realiza con una radiografía de la muñeca izquierda y de los dedos. Es un procedimiento seguro e indoloro que utiliza una pequeña cantidad de radiación. Los huesos de la imagen de la radiografía se comparan con imágenes de radiografías de un atlas estándar del desarrollo óseo que se basa en datos obtenidos de grandes cantidades de otros niños del mismo sexo y de la misma edad. La edad ósea se mide en años.

Los huesos de un niño, como los de los dedos de la mano y la muñeca, tienen “zonas de crecimiento” en ambos extremos, que se denominan cartílagos de crecimiento. Estos cartílagos están formados por células especiales que son responsables del crecimiento de los huesos en longitud. Es sencillo diferenciar los cartílagos de crecimiento en una radiografía porque son más blandos y contienen menos minerales, por lo que se ven más oscuros que el resto del hueso en una radiografía.

A medida que los niños crecen, cambia la apariencia de los cartílagos de crecimiento en las radiografías: se tornan más delgados, y finalmente desaparecen (esto se denomina “cartílagos de crecimiento cerrados”). Dado que se ven distintos a cada edad, un médico puede asignar una edad ósea basándose en la apariencia de los huesos y los cartílagos de crecimiento. La edad ósea de un niño (también denominada edad esquelética) se asigna determinando cuál de las radiografías estándar del atlas se parece más a la apariencia de los huesos del niño en la radiografía.


También te podría gustar...