Paste your Google Webmaster Tools verification code here

Cómo aliviar las náuseas en el embarazo

Las náuseas es uno de los principales síntomas que sufren muchas mujeres embarazadas, especialmente en el primer trimestre de gestación, y aunque no se sabe a ciencia cierta qué es lo que las provoca todo apunta a que se deben a los importantes cambios hormonales que se experimentan en esta etapa. Resulta una condición muy angustiante para la futura mamá que afecta de forma relevante en su bienestar tanto físico como mental, por ello además de las recomendaciones médicas para calmarlas existen algunos hábitos diarios que se pueden llevar a cabo para reducirla.

  • Algo fundamental para aliviar las náuseas en el embarazo es facilitar el proceso de digestión realizando varias comidas al día y evitando que sean demasiado abundantes. Haz cinco comidas diarias para que el estómago nunca esté vacío y procura también masticar los alimentos despacio.

  • Asimismo, hay ciertos alimentos que ayudan a mantener una dieta saludable durante el embarazo y reducir las náuseas. Incluye en tu alimentación diaria ingredientes ligeros como vegetales, frutas, pescado fresco, leche, yogur y cereales, pues todos ellos son ideales para regular el tránsito intestinal y facilitar la digestión.

    Por el contrario, evita el consumo excesivo de alimentos enlatados, frituras y dulces. Tampoco son recomendables ingerir las comidas demasiado caliente, son preferibles a una temperatura templada.

  • Durante el embarazo es normal que tus sentidos estén mucho más sensibles y determinados olores o sabores pueden inducir las náuseas y aumentar tu malestar. Es por ello que debes evitar aquellas comidas demasiado condimentadas o con aromas fuertes que te resulten desagradables.

 

  • Las náuseas en muchas ocasiones son más intensas y frecuentes al despertarse por la mañana y para tratar de aliviarlas en esta hora del día, se aconseja comer algo de hidratos de carbono justo antes de salir de la cama. Puedes tomar por ejemplo galletas, pan tostado o cereales y reposar 15 minutos tumbada antes de levantarte.

  • Beber abundante agua es imprescindible para evitar la deshidratación y aliviar tu garganta que puede estar irritada por las náuseas y los ácidos estomacales. Procura beber poco a poco a pequeños sorbos y sin excederte. Evita aquellas bebidas que contienen gas, alcohol o cafeína y los jugos de frutas muy ácidas.

  • Una estupenda forma de aliviar las náuseas en el embarazo es tomar aire fresco con regularidad. Sal a pasear y respira aire puro para reducir los mareos y el malestar corporal en general.

  • Las náuseas pueden agravarse cuando no se descansa o duerme lo suficiente, por lo que túmbate y relájate siempre que tengas sueño o te encuentres fatigada. Sitúate de lado y evita adoptar una posición completamente horizontal.

Fuente

 

 


También te podría gustar...